SHIVA: EL DIOS DE LA DESTRUCCIÓN


Esta es una de las denominaciones que tiene el Dios Shiva. Es alguien generoso, que por causa de aquello, es engañado por sus pares. A pesar de que es poco citado en el rigveda pasó a ser el Dios supremo perteneciente a la trinidad, en donde se encuentra el Dios Brahma, (creador del universo); Vishnú (preservador de la creación de Brahma); y finalmente Shiva (el Dios de la destrucción). Tanta importancia ha tomado su imagen, que se ha creado una especie de Brahamismo llamado Saivismo. 

Él es el que destruye el tiempo, es el dios de la muerte que cambia y de la vida que se regenera. Extermina para que se vuelva a crear. 

Es quien regula las estaciones y hace fructificar los campos. Pero no por ser el dios destructor, significa que sea malvado. El trabajo de Él es mucho más trascendental: sin destrucción, no hay creación ya que Él, a su vez, representa la ley negativa; es por esto que su papel es tan fundamental. Es envidiado por el resto de los dioses, ya que es fecundador de la vida nueva. Es el dios de la totalidad y el principio de su religión es que nada existe en el universo que no forme parte del cuerpo divino. 

Extracto. Artículo de Luz Denisse A. Vásquez publicado en/ugm.cl - Ann Rajkumari Jodhaa 01/02/2014

Puede que también te interese ...

0 comentarios

archivo de publicaciones