EL FALSO MITO DE LA LONGEVIDAD DE LOS HUNZA


En noviembre de 1921, un gran médico Inglés estudioso del aparato digestivo, Sir Robert McCarrison dio unas conferencias en EEUU en las que alabó la robustez y la buena salud de los Hunzas, que moran en la frontera noroeste de la entonces India Británica (actual Pakistán). 

Sus informes se exageraron y aún hoy en día circulan por la red numerosos artículos sobre la supuesta longevidad de este pueblo que dicen que sus habitantes viven más de 120 años. 

Se decía que su dieta vegetariana y los huesos de los albaricoques secos eran la clave de su notable salud. 

En realidad no son vegetarianos ni se ha demostrado que tengan baja incidencia de cáncer; sufren de desnutrición y de otras deficiencias igual que cualquier otra remota región montañosa difícil acceso y con escasez de recursos aunque si es cierto que buena calidad del agua, el ejercicio y el hecho de que no haya obesos hacen que en general la salud cardiovascular sea buena. Su fe en el Islam les aleja del alcohol. 

Con un clima de largos inviernos, los Hunza tienen una larga tradición de narración oral. No se descarta que los investigadores que hasta allí se desplazaron hayan sido víctimas de alguna pequeño cuento que perduró y se hizo más grande a medida que empezaron a llegar curiosos, turistas y redes sociales.

Puede que también te interese ...

0 comentarios

archivo de publicaciones