ELEFANTES Y PINTURAS: UN PASEO POR BUNDI

Imagen de Christopher Porter
La bella localidad de Bundi no brilla tanto en las guías turísticas como sus hermanas más conocidas Udaipur, Jaipur, Pushkar o Jhodpur. Sin embargo, el viajero experimentado que sabe buscar se deleitará con su arquitectura tradicional rajastaní, sus estrechas calles y su atmósfera mágica del esplendor de los tiempos pasados.

Bundi es popular por sus pozos escalonados (tiene más de cincuenta). Aunque algunos no están muy bien conservados, otros sin embargo son muy hermosos, como el Dabhai Kund, el más grande y el Rani Ki Ji Baori, el más vistoso.

El fuerte de Taragarh fue construido en el siglo 16 y es uno de los fuertes más famosos de Rajasthan gracias a sus estructuras intrincadas. Sin embargo, toda la atención recae sobe el Palacio Garh y el Chitrashala- Ummed Mahal.

Estas estructuras son de visita obligada e incluyen algunas de las pinturas murales más impresionantes de toda India: pájaros, animales, jardines y figuras religiosas, todos los frescos son de gran belleza. La empinada subida para llegar hasta el palacio, merece la pena por las vistas. Arriba en la puerta le esperan dos grandes elefantes de piedra que guardan la puerta de acceso.

Si el calor aprieta, el viajero puede encontrar descanso en cualquiera de sus tres lagos. El lago Jait Sagar es conocido por sus flores de loto y se encuentra junto a una una zona utilizada por los reyes para la caza.

Ann Rajkumari Jodhaa  02/10/2015

Puede que también te interese ...

0 comentarios

archivo de publicaciones