DE PROFESIÓN, PLAÑIDERA



Si le gustan las tradiciones y su economía se lo puede permitir, no dude en incluir en su funeral un buen puñado de rudaalis, plañideras profesionales que darán a su duelo un toque de pena extra para que su despedida sea largamente recordada.

Todavía es posible encontrar a estas maestras del llanto en algunas zonas de Rajasthan y en el desierto del Thar. Ellas prestan un servicio importante en los funerales, asistiendo a las mujeres de castas superiores de la que se espera que no exhiban sus emociones delante de todos. 

Vestidas de negro, las rudaalis llorarán por ellas con gritos y lamentaciones, golpeándose en el pecho entre grandes aspavientos. “Ay, su pobre marido” “¿Quién velará por ella ahora?” Se espera que una familia rica mantenga este duelo durante unos doce días, como muestra de prestigio social e importancia del difunto. 

La alfabetización, las migraciones y un cambio de mentalidad enfrenta a las rudaalis al olvido social, ya que ahora se estilan los duelos más serenos. Lo sabe bien la protagonista de este simpático anuncio de Radio Mirchi, que no sabe cómo enseñar el oficio a sus jóvenes pupilas. 

Puede que también te interese ...

0 comentarios

archivo de publicaciones