UNA LÁMPARA PARA ILUMINAR EL CAMINO, FELIZ DIWALI

Como cada año, la llegada del otoño da la bienvenida a uno de los festivales más importantes de India: Diwali o 'Festival De Las Luces' ilumina los hogares y los templos con sus pequeñas lamparitas de aceite (diyas) llenando de regocijo a mayores y pequeños.

Se celebra la victoria del bien sobre el mal, de la luz sobre la oscuridad y del conocimiento sobre la ignorancia. Pero más allá de la explicación mitológica, se espera que sea una jornada de reafirmación de la esperanza, de compromiso con la amistad y de la buena voluntad, y sobre todo, una celebración de las pequeñas alegrías de la vida.

Esta fiesta está tradicionalmente asociada al hinduismo, aunque también es celebrada por algunos jainistas, sijs y budistas. Por esa razón también es propia de algunos países fuera de India, como las vecinas Nepal o Pakistán y algo más lejos como en Fiji, Guyana, Malasia o Mauricio, por citar algunos.

Es tradicional que los hogares se limpien a fondo antes de Diwali. Es una jornada propicia para estrenar ropa nueva y muchos decoran sus casas y zonas comunes con las lamparitas y rangolis (dibujos) en el suelo, hechos de flores o de polvos de colores. 

Fieles a la leyenda que dice que se usaron fuegos artificiales para celebrar el regreso del Señor Rama (una encarnación del dios Vishnu) la gente sale a la calle después de la veneración ritual para disfrutar de los fuegos aritificales y los petardos entre música, baile y muchos, muchos dulces. 

Feliz Diwali a todos.

Puede que también te interese ...

0 comentarios

archivo de publicaciones