¿Y QUÉ TAL UN PLATO DE HORMIGAS?


En algunas partes del mundo comer insectos puede ser una experiencia rara o exótica, pero en otras es algo de lo más habitual, como sucede en la gastronomía de Chhattisgarh, en el centro de India.

A los haats o mercados rurales de Bastar acuden las tribus locales a intercambiar sus productos agrícolas y artesanales. La vida de estos pueblos transcurre tranquila, tan apegada a las costumbres que es ahora cuando se va imponiendo el uso de la moneda el sustitución del tradicional trueque.

Aquí, entre los puestos de fruta y verdura se puede encontrar un singular ingrediente culinario típico que las tribus que consideran todo un manjar. Se trata de las hormigas rojas, unos insectos que venden crudos o ya cocinados aunque algunos valientes se atreven a tomar vivos, tal cual los encuentran.

Con estos insectos elaboran el Chapda chinti ki chutney, un plato de hormigas condimentado con cúrcuma, sal, mucho chile y aceite de mostaza que se acompaña de arroz blanco. Además de ser un sabroso bocado, les atribuyen propiedades medicinales beneficiosas para combatir la tos, los resfriados o las infecciones estomacales y el fortalecimiento del sistema inmunológico. 

Puede que también te interese ...

0 comentarios

archivo de publicaciones

.