DE PURA SEDA

Imagen Anna Purni
La seda es una de las fibras más antiguas conocidas por el hombre, muy apreciada por su rareza, escasez y brillo, tan valiosa que hace siglos se pagaba su peso en oro. 

Su producción comenzó en China en el 3000 .a.C, en la región que griegos y romanos llamaban Serica, en el norte del país. Hay un leyenda que dice que la seda salió de China en dirección a India en los cabellos de una princesa prometida a un príncipe de Khotan. Esta princesa, negándose a quedarse sin su amada tela, desafió la prohibición imperial de exportar gusanos de seda. 

Durante siglos China luchó por conservar el monopolio de su producción en todo el mundo hasta que finalmente el secreto fue llevado por los comerciantes a Corea y de allí al resto del mundo. Por el año 300 d.C. la producción de seda estaba establecida en la India donde se hizo inmensamente popular entre la realeza y la aristocracia. 

El rey, los nobles y los ricos comerciantes usaban paños de seda pura hecha a mano, para su lucimiento personal y como una muestra de poder, en forma de batas o como abrigos o chales. Los mogoles fueron muy aficionados a ella, como es el caso del emperador Akbar El Grande, uno de sus mejores promotores en India. Akbar mandó traer a muchos tejedores desde el este de Turkestán a Cachemira. Aquí se elaboraba la seda de tipo Jamawar, la favorita del momento, empleada para hacer mantones y chales que sigue siendo muy cotizada hoy en día. 

En la actualidad, India es el segundo mayor productor de seda del mundo y uno de los mayores demandantes junto con Japón. Contribuye con alrededor del 18 por ciento de la producción global y su manufactura gira en torno a la ropa tradicional como una parte indivisible de su cultura y en la moda étnica, en prendas de gran belleza se utilizan en fiestas y ocasiones especiales. 

El país tiene muchas industrias dedicada a la fabricación a gran escala, especialmente en los estados sureños de Telengana, Tamil Nadu, Andhra Pradesh y Karnataka en el sur de la India. Varanasi, en el norte, también es famoso por su seda, empleada en ropas de vestir y sobre todo, en saris. La seda india es popular en todo el mundo, muy apreciada por su variedad de diseños, tejidos y patrones, cuya confección y estilo varían según el gusto regional. 

Puede que también te interese ...

0 comentarios

archivo de publicaciones