CAFÉ INDIO CON ESPECIAS, EL SABOR QUE TE SORPRENDERÁ

Imagen en Max Pixel
La madre naturaleza hizo de India el 'kilómetro cero' de las especias, por lo que no es de extrañar que sus moradores condimenten generosamente todos los alimentos hasta las bebidas, ya sean frías o calientes, como el té chai, la bebida nacional, el lassi y el café, muy popular en el sur del país.

El café en India fue importado por el santo sufí Baba Budan en el siglo XVI. En esa época era un artículo exclusivo de Arabia y sacar simientes era un acto ilegal. A su regreso de una peregrinación a la Meca, Baba Budan escondió unos granos en cinturón y así llegó el café a India.

La forma más popular de preparar este café 'masala' es con jengibre y otras especias y las medidas de sus componentes varían según los gustos locales y la costumbre de cada familia. Igual que el chai, muchos lo prefieren dulce y con leche.

INGREDIENTES
3 tazas de agua
3 cucharadas de granos de café molido 
3 cucharadas de jengibre rallado fresco 
1/2 cucharada de especias 'masala' o al gusto: jengibre, clavo, pimienta negra, canela y cardamomo, todo en polvo.
Azúcar y leche al gusto

PREPARACIÓN
En un recipiente al fuego se hierve el agua con las especias unos minutos. Seguidamente se añade el café y se repite la operación. Colar antes de servir.

En India se toma más café en las regiones del sur que también son las productoras, como Karnataka, Kerala y Tamil Nadu. Aquí al café con jengibre lo llaman Chukku Kappi y lo toman sin leche. Su receta es agua, café, jengibre, un poco de pimienta y unas hojas de tulsi o albahaca sagrada.

Es sabido que el jengibre es muy apreciado en la medicina Ayurveda por ser muy beneficiosos para la salud. Se usa como remedio natural para la indigestión, congestiones nasales, resfriado, dolor de garganta, tos o fiebre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario