ZOO URBANO Y LA CONVIVENCIA HOMBRE-ANIMAL


De forma sutil, sin llamar la atención, los animales en India forman parte del paisaje urbano, conviviendo con el hombre codo a codo entre las calles y los caminos. 

Ya sea por respeto religioso o por conciencia social, los animales no se tocan y gozan de mucha libertad, tanta que están causando problemas y accidentes que ponen en peligro su propia vida y la de las personas. También los hay que invaden cultivos o cazan en zonas habitadas por tener reducido su hábitat, por lo que el enfrentamiento con los humanos es inevitable.

Salvajes o domésticos, los animales o han tenido más remedio que han adaptarse al nuevo entorno de cemento y coches, algunos sacando buen provecho de esta situación y otros sobreviviendo a duras penas.

VACAS
Ver una vaca sentada, ocupando a la entrada de una tienda sin que nadie la moleste es una escena típica pero enormemente chocante para todo el que llega por primera vez al país.

El hinduismo, practicado por el 80% de la población, le da a las vacas el estatus de una madre y su sacrificio está prohibido en muchos estados. En las calles de India hay unos cinco millones de vacas deambulando a sus anchas y en algunas localidades se han convertido en un problema porque obstaculizan la circulación del trafico y destruyen los cultivos. La mayoría de estas vacas tienen dueño y buscan alimento entre los pastos y las basuras, pero otras han sido abandonadas por improductivas. Muchas personas les dan de comer por el enorme respeto que les tienen.

Grupos de voluntarios atienden y cuidan los 1800 refugios para vacas abandonadas que existen por todo el país. El gobierno del Sr. Modi está apoyando económicamente estos refugios y estudia etiquetar las vacas con dueño para mejorar el control de las mismas.


PERROS
Hasta hace poco años, los perros en India eran vistos como una ayuda para los granjeros, útiles para espantar tigres y monos, y tener uno como mascota en casa era poco más que una extravagancia. Afortunadamente, ese concepto ha cambiado en la sociedad y ahora cada vez más personas se animan a tener uno en sus casas y muchas organizaciones de cuidado animal animan al público a adoptarlos de las perreras.

Aún así, India es el país del mundo con más perros sueltos en las calles, unos 30 millones según cálculos estimados y su presencia se ha convertido en un gran problema de salud y seguridad. Cuando se mueven en grupo, llegan a ser peligroso para ciclistas y viandantes y se han dado casos de mordeduras y personas muertas por ataques.


MONOS
Rápidos, ágiles e impredecibles, así son los monos urbanos, los macacos adaptados a vivir en sociedad que entran por igual en oficinas y casas, haciendo que sus habitantes tengan que usar rejas especiales para evitar que se les cuelen dentro.

La pérdida de hábitat obligó a esta especie a convivir con el hombre y se adaptó muy bien a la situación. Comen si son alimentados y si no disponen de comida, se la roban a los transeúntes, igual que teléfonos móviles y pequeños objetos brillantes que llamen su atención. Pueden ser peligrosos y su mordedura transmite la rabia, igual que los perros.

Pese a todos los problemas, los monos son queridos por considerarse la encarnación del dios Hanuman, uno de los dioses más queridos del hinduismo, por lo que muchas personas los alimentan y cuidan. El rápido crecimiento de la población de monos en las ciudades obliga a las administraciones locales a tomar medidas de control (que no de exterminio), como la esterilización o trasladar individuos a otros lugares para la repoblación.


SERPIENTES
El verdadero problema de convivencia hombre-animal en India no hay que buscarlo en los tigres o ellos elefantes, sino en las serpientes, la mayor causa de muerte accidental humana por animales del país. Un estudio del 2011 dice que al año mueren en India 46,000 personas por mordedura de serpiente, generalmente granjeros pobres de zonas rurales. En estas aldeas, casi todo el mundo conoce a alguien que ha muerto por esa causa y es un problema grave de difícil solución.


ELEFANTES
Vías de tren, carreteras, cercas eléctricas … todo son obstáculos para el elefante, el gigante amenazado que cada vez ve más fragmentado su hábitat y tienen menos recursos para alimentarse. Se estima que entre 2015 y 2018 hubo 1.713 muertes humanas y 373 de elefantes.

Los indios rurales tienen una altísima tolerancia en lo referente a la coexistencia con otras especies, pero entran en conflicto con los paquidermos cuando éstos pisan y comen los cultivos. Para los animales, estos cultivos son más nutritivos y abundantes que los que encuentran en los bosques, pero para el agricultor, perder la cosecha supone perder el sustento de su familia para todo el año.


TIGRES
Puede parecer que el tigre es el animal más peligroso para la vida del hombre de todos los de esta lista, pero no es así. Los ataques por tigres son raros, de 40 a 50 al año, una cifra pequeña en comparación con los datos de los elefantes y las serpientes. Nuevamente, la rápida expansión urbana de ciudades y pueblos hacia áreas rurales obliga a los animales a hacer incursiones en las aldeas a cazar gallinas o búfalos para su sustento.

A pesar de los problemas, India cuida a su símbolo nacional. El país tiene aproximadamente dos tercios de los tigres del mundo, 3000 animales que viven protegidos por leyes específicas, reservas naturales y otros cuidados como pasos subterráneos especiales y control de plagas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario